"habrá que ver
si la crónica Verónica reacciona,
la Verónica mitad,
tiene muy poca maldad,
pero está cansada de esperar"

Andrés Calamaro -Media Verónica-


El papelito se lee bien, Jean Jaurés y los números. Se abrió el callejón ante mis ojos y por mas que mis pies querían volver sobre sus pasos y desaparecer de allí, yo dominé aquella huida y avancé.

La noche era nueva y desde los edificios se veian luces prendidas de las cuales yo me colgaba para darme ánimo y escuchaba ruido de cacerolas y televisores encendidos.
Al final de la calle estaba tu puerta, pero para llegar hasta vos, debia desandar esas veredas empapadas de penumbras, desoir la voz obcena que bajaba desde una de las ventanas, sostener el paso ligero y mantener mi compostura.
Algo en mi estaba desajustado, porque todas las voces de alerta estaban sonando y no escuché ninguna.
Lo unico que escuchaba era a mi corazón que se le habia dado por latir como un loco del susto que tenia, despues que se pasó el dia entero suplicando para viniera a hasta tu casa.

No tenés ni idea lo que me ha costado darle permiso a mis piernas para que me traigan hasta aquí.
Buscar tu calle, recorrer con la mirada cómo subia la numeración hasta darme cuenta que era tu vereda, con papelito en mano descubrir que estaba frente a tu puerta y golpear sin pensarlo siquiera.
Golpear fuerte, como si no fueras a abrirme, darme cuenta que estas escuchando Media Verónica de Andres y que el miedo que tengo no puede ser mas grande.
Y que si no abrís al toque, me voy.
Y no poder irme porque ya estás ahi parado, con cara de nada mirandome estupefacto.
Solo decis
-¡Vos!

-"no va a saber qué hacer cuando no sople mas viento
no sabe distinguir el amor de cualquier sentimiento"-

Por un rato los dos nos miramos sin movernos del lugar.
Yo entro a pensar que sos un maleducado porque ni siquiera me ofrecés pasar, ni siquiera te ponés contento, nada.
¿Qué estoy haciendo acá?
A estas horas, sin avisar, sin que me esperes ni remotamente.
Me siento una desubicada y vos con tu cara congelada, me das la razón.
Entro a sentirme tonta, la sangre me arrebata la cara, las palabras se vuelven torpes y entro a correr calles abajo sin que nada me detenga.


----------------------------------------
"No estoy en casa, si querés dejá tu mensaje y despues te llamo."
Tanto nervio para nada, no está...- No está o me dió mal el número a propósito, las minas son todas iguales-.

La noche empezaba a corroherme y a caer por el lado de la soledad, como dice ahora el maestro, asi que le iba a dar el gusto como casi siempre, iba a dejar que me atormente, iba a clavarme un puñal justo cuando cantara Media Verónica, mejor me tomo una cerveza fría y me dejo de joder.
Antes me fui hasta la ventana y miré la ciudad, en qué parte estarias metida vos, porqué no salías a mi encuentro como dijiste, porqué me daba por pensar siempre la misma estupidéz que pasan en las propagandas de champúes y desodorantes.
Me doy cuenta que estoy muy mal si estoy pensando asi.
Que cuando dijiste que vendrías una de estas noches fue para sacarme de encima, debo haberte parecido un pesado y me saliste con eso, que mi casa, dijiste quedaba relejos, que este barrio mete miedo, que mirá que se va a venir hasta acá!
Que seguro que es el vecino el que golpea asi de desesperado, que lo tengo repodrido con Calamaro.
Que ya voy, que estoy en calzones pero qué importa, que qué gato de mierda justo se tiene que cruzar cuando estoy bajando, que la puerta está redura y no puedo creer lo que veo.

No puede ser que estés ahi tan linda y yo en calzones.
Una eternidad que te espero y solo atino a decir
-¡Vos!

Estás colorada y no sé si es que estoy medio en bolas o que tenés calor y te vendria bien una cerveza, pero al mismo tiempo entrás a decir no sé qué cosas y por mas que quiero no te entiendo.
Soy un tonto, no me sale nada, de nada.

Y en eso veo que pegás la vuelta y salis corriendo para la esquina y te sigo sin pensarlo, en calzones y todo.

El callejón se cerró tras de mi, la noche habia empezado por fin como en las propagandas, a lo lejos tu silueta blanca se recortaba perfecta y sin saber qué te iba a decir cuando te alcanzara, igual te segui como si fueras lo ultimo que quedara sobre la tierra.

-"la vida es una cárcel con las puertas abiertas,
Verónica escribió en la pared con las tripas revueltas"-

12 Comentarios

  1. Lindo, muy lindo.
    Salu2.

  2. Isthar says:

    Es curioso como podemos llegar a interpretar mal las señales del otro. Es terrible como los propios miedos nos hacen leer en las actitudes de los demás palabras que no están, intenciones que no existen...

    Ojalá encuentren los dos la manera de solucionar los malos entendidos de los silencios y puedan encontrar la verdadera forma de comunicarse.

    Un abrazo

  3. Suenan campanas de duelo dentro del corazón.
    Un abrazo.

  4. Acabo de hacer lo mismo que tu.

  5. Ladybug says:

    "Las avenidas de tu corazón que recorríamos sin nada que temer"... sólo espero a que nos dejemos ser y recorrer cualquier avenida sin temer, y sin tener que saltar con un sólo paracaídas... a veces dejo que Calamaro se baje del escenario de mi vida para que alguien me diga que ojalá que esté consiguiendo vivir de quimeras... un beso, gracias por tu visita ;-)

  6. Sr.Bueno says:

    la mejor frase de calamaro, para mi, es la del final del texto...

    esto es una carcel con las puertas abiertas... yo not engo contestador, prefiero que noten el dolor de mi telefono apagado a pedirles que me dejen un mensaje...

    aunque tampoko me llaman mucho... besos presos

  7. Aye says:

    Ojalá la alcance... El miedo no los deja hablar, pero si se animó a correrla, eso ya significa mucho..


    Jean Jaurés... me suena eso...
    creo q lo lei en algún papelito uno de estos días...

    y mi canción predilecta de Andrés no dejó de llamarme la atención, no puedo evitar subjetivizarla.(asi esta bien dicho?)

    Besos!

  8. -Pato- says:

    May, gracias por pasar por aquí.
    ---------------------------------
    Isthar, siempre me preocuparon los malos entendidos, he sido victima de alguno y debo haber dañado a alguien con mi actitud tambien, por eso este cuento.
    Otro para vos-
    -----------------------------------
    Toro, campanas de duelo para un toroherido.
    Otro abrazo-
    -----------------------------------
    Ladybug, qué fusión impresionante la de Quique y Andrés, gracias a vos por pasarte por aquí y sin duda sigamos recorriendo las avenidas de nuestro corazón sin temores.
    ----------------------------------
    Sr Bueno, opino lo mismo sobre la frase de Andrés, es una de mis favoritas.
    Escapate de esta prisión entonces, que vos tenés una llave con seguridad!
    Besos de una ex-prisionera, ja!

  9. UMA says:

    Me huele a "rioba" y te juro que me encanta, me invade la sensaciòn, el empedrado, me cuelgo en los portales y la mediaveronica del torero y aunque no tenga nada que ver...me colguè y me encantò el andar...
    Besazos, Pato

  10. Zifnab says:

    Grande Calamaro

    No tenés ni idea lo que me ha costado darle permiso a mis piernas para que me traigan hasta aquí

    Es verdad. Las piernas y las tripas obedecen bastante poco

    Se feliz

  11. -Pato- says:

    Aye, si hay un tema de Andrés que indefectiblemente me lleva a pensar en vos es este, pero te juro que esta vez, no fue por vos.
    Vos ya dejaste la prisión hace un tiempo, aunque no te des cuenta todavía.

    Jean Jaurés, un papelito, una puerta, un amor que no fue por mas que se alcanzaron...son piezas de un puzzle nada mas.
    Recuerdos que le dicen.
    Te quiero linda!
    ----------------------------------
    Uma, qué bueno que hayas podido colgarte en esta historia y caminar un rato conmigo, fue un placer.
    Besos para vos.
    ----------------------------------
    Zifnab, gracias por hacerle caso a tus piernas entonces, porque me gusta cuando pasás a visitarme!
    Besos para vos tambien!

  12. Leopoldo says:

    Increíble. Muy bien narrada. Muy cinematográfica. Me encantó.

    Durante toda mi adolescencia sufrí eso de entrar en shock y no poder decir ninguna palabra inteligente en los momentos claves. ¡Qué sensación más horrible!
    Y qué lindas esas pocas mujeres que a uno lo convierten nuevamente en adolescente.

Gracias por tus palabras